Se confirma que la antigüedad de Cádiz es de 3000 años por los restos fenicios del siglo VIII a.C. descubiertos a principios de 2009, en el centro de la ciudad.

Los magníficos trabajos de rescate arqueológico que se vienen realizando en la zona más elevada del casco antiguo siguen dando alegrías a los arqueólogos y a los amantes de la historia viva, haciendo retroceder la presencia fenicia en Cádiz al 2800 a.C.



Primero fue el conjunto de casas de finales del siglo VII y principios del VI a.C.: el primer hallazgo de una concentración de viviendas de la época púnico-fenicia, pues hasta la fecha solo habían aparecido viviendas aisladas, pero nunca en tal cantidad y concentración. Y, junto a estos restos, se ha hallado una cisterna romana del siglo I, de época imperial, que conserva parte de las cañerías de plomo.

Pero el hallazgo más sorprendente han sido los restos púnicos del siglo VIII a.C. que, hasta marzo de 2009, consisten en un resto de muralla y un horno que, en su interior, tenía ¡cinco sellos fenicios de barro cocido! Estos sellos son, en realidad, “bulas” de arcilla, que servían para sellar documentos, normalmente contratos mercantiles de carácter privado. Estos contratos fueron arrojados al fuego y, gracias al calor, la arcilla se coció y solidificó.

Dichos sellos son los más antiguos aparecidos en el Mediterráneo occidental y en Europa, pues los conocidos hasta ahora eran del siglo VI. Gracias a los trabajos de los arqueólogos José M.ª Gener, M.ª de los Ángeles Navarro, Mariano Torres y el director de la excavación, Juan Miguel Pajuelo, sabemos que los sellos no son de Gadir, la Cádiz fenicia, sino de Oriente Medio.

Los contratos se escrituraban en papiro y cada una de las partes lo cerraba con su “bula “de arcilla o sello y se lo entregaba a la otra, en señal de garantía. Los particulares solían utilizar signos geométricos como firma, pero los comerciantes más adinerados y cultos, los estamentos públicos y los templos utilizaban signos egipcios, principalmente, como elementos de reconocimiento. En estos cinco sellos se distinguen dos tipos de contratos: dos con personas privadas, con formas geométricas; y tres con “empresas” de carácter público o templos, pues se aprecian las siguientes figuras en cada uno de ellos: la serpiente egipcia “Ureus” con alas abiertas; una esfinge alada con el disco solar sobre la cabeza y el signo “ankh” o llave de la vida; y el posible nombre del faraón Tutmosis III, del Imperio Nuevo egipcio. ¿Estamos ante un contrato entre un gaditano y la corte del faraón?



Ambos descubrimientos de casas y horno con sellos y muralla, vienen a profundizar en la teoría de que esta zona del casco histórico gaditano, el solar del Cómico, próximo a la Torre de Tavira –el lugar más elevado–, ha sido el centro de la fundación de la ciudad fenicia de Gadir, la actual Cádiz, citada en fuentes históricas. Dicha zona está junto al canal que separaba la isla pequeña de la principal, y dicho canal, para muchos especialistas, era el verdadero puerto de la ciudad, el cual fue desapareciendo por los sedimentos de tierra de las mareas y del río Guadalete; este canal va desde la playa de La Caleta hasta la plaza de San Juan de Dios, sede del Ayuntamiento. Junto al solar del Cómico y la Torre de Tavira se puede visitar una factoría romana de salazón de pescado, que se sabe estaba situada junto al mar.

Sobre el conjunto de casas de finales del siglo VII y principios del VI, hay otro descubrimiento interesante: se sabe que hubo un gran incendio que arrasó esa zona. A dicho incendio se le adjudica el cadáver de una mujer de unos cuarenta años de edad aparecido allí.

Los arqueólogos están convencidos de que hay restos del siglo IX a.C. que pueden salir en breve a la luz. ¡No hay duda de que Cádiz es, como mínimo, “trimilenaria”!

Las fotografías de las excavaciones han sido recogidas de El Diario de Cádiz Digital, y las de los sellos han sido realizadas por Joaquín Pino para El Diario de Cádiz. Para ver los sellos en detalle y más explicaciones: www.diariodecadiz.es/article/galeria/367289/sellos/fenicios/comico.html

Nueva Acrópolis - Cádiz

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra página web. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.
Más información Aceptar